Lactancia MaternaZika y lactancia materna: ¿incompatibles?

Zika y lactancia materna: ¿incompatibles?

Contenido revisado y aprobado por el equipo editorial

El zika es un virus muy grave para las mujeres embarazadas. Diferentes estudios han encontrado una relación directa entre el contagio del virus en el embarazo y la aparición de complicaciones neurológicas graves en el bebé, como la microcefalia o el síndrome de Guillain-Barré. En este contexto nos preguntamos: ¿es incompatible el virus zika con la lactancia materna?

Pese a que el ARN del virus del zika puede detectarse en la leche materna de la madre, no se ha documentado ningún tipo de transmisión de la infección del virus zika a través del amamantamiento. Por esta razón, se anima a las madres a continuar con la lactancia materna incluso en las zonas en las que se han detectado casos de zika.

Los beneficios de la lactancia materna superan a cualquier riesgo teórico relacionado con la infección por el virus del zika. La lactancia materna es la mejor forma de alimentar al bebé. Sus beneficios son incuestionables. Desde el punto de vista nutritivo, no existe ninguna leche artificial capaz de reproducir los componentes de la leche materna. Desde el punto de vista emocional, la lactancia permite estrechar el vínculo madre-bebé, fundamental para la crianza. 

Los expertos han detectado otras posibles formas de transmisión del zika. La principal es mediante la picadura de un mosquito del género Aedes (Aedes Aegypti o Aedes Albopictus), que también transmite el dengue o el chikungunya. Pero el zika también puede transmitirse por vía sexual (a través de relaciones sin protección), a través de transfusiones de sangre y por vía vertical (madre-bebé).

Te puede interesar  ¿Cómo cicatrizan los puntos después del parto? Cuidados e higiene del perineo

El zika puede transmitirse al bebé por vía placentaria o por vía sanguínea. No obstante este tipo de transmisión es infrecuente, según los expertos. Por esta razón es necesario seguir investigando. Tampoco se sabe cómo afecta a los bebés recién nacidos en caso de producirse el contagio en el parto. Hasta el momento la información proporcionada es muy limitada.

Hasta el momento, se han registrado dos casos de mujeres infectadas por el zika, que transmitieron el virus a sus bebés. En ambos casos, las familias han evolucionado favorablemente. No obstante, los servicios de atención médica deben hacer un seguimiento más exhaustivo a las mujeres embarazadas en general y en particular a las que presenten síntomas de infección por zika.

ÍNDICE DE CONTENIDOS

Fuentes consultadas

*Este artículo es divulgativo. En ningún caso sustituye la opinión de un médico. Para cualquier duda, consulta a tu especialista.

Sobre el autor

Miriam Rodríguez Murphyhttps://www.elbebe.com/
Especialista en la redacción y edición de contenidos sobre una amplia variedad de temáticas desde el embarazo y el parto hasta la crianza y el desarrollo y la educación de bebés y niños. Miriam Rodríguez Murphy creó Elbebe.com en el año 2000, un portal pionero en ofrecer información de calidad y contrastada por especialistas sobre maternidad e infancia. Cuenta desde sus inicios con un equipo editorial formado por médicos especialistas, psicólogos y profesionales sanitarios para supervisar todos los contenidos relacionados con la salud de la madre y del bebé y niño. Se ha dedicado durante toda su trayectoria profesional a la redacción y edición de una amplia gama de contenidos, especializándose desde hace 23 años en información para madres y padres. Miriam Rodríguez es un referente en la creación de webs sobre maternidad e infancia en España y América Latina. Ha publicado artículos en medios online como Serpadres y MarieClaire, entre otros.

artículos más leídos

artículos más recientes

Categorías destacadas

Artículos relacionados