Fallece otro bebé por tos ferina, una razón más para vacunar a las embarazadas

23

Es el cuarto bebé menor de dos meses que fallece por tos ferina en España. Para evitar el contagio, los expertos recomiendan desde junio de 2015 vacunar a todas las embarazadas entre las semanas 27 y 36 de embarazo.

Una nueva noticia ha vuelto a golpear el mundo de la maternidad: en Madrid ha fallecido otro bebé de un mes y diez días por tos ferina.

En España es el cuarto bebé que pierde la vida por la bacteria B. Pertussis en 2015.

Los casos de tos ferina se han multiplicado por cuatro entre 2009 y 2013, un peligroso repunte que puede deberse a diferentes factores. Uno de ellos es que la vacuna va perdiendo eficacia con la edad, por lo que la inmunización en adultos pierde efectividad.

La tos ferina es una enfermedad grave sobre todo para los bebés de pocos meses. En bebés recién nacidos no existe cura, ni tratamiento. Su contagio es letal. Su sistema inmune todavía no es lo suficientemente maduro para combatir la enfermedad.

En España existe la vacuna dTpa, que inmuniza contra la difteria, tétanos y tos ferina. La pautas de vacunación son a los 2, 4, 6 y 18 meses. Antes de este periodo, no se puede vacunar a los recién nacidos. 

Esta enfermedad en los adultos puede pasar inadvertida. Sus síntomas son similares a los de un catarro persistente. De ahí que en bebés recién nacidos se confunda con bronquiolitis. En la mayoría de los casos el contagio se produce por contacto directo con un familiar que porta la enfermedad.

La razón por la que se recomienda vacunar a las embarazadas es doble. Por un lado, la madre puede ser portadora de la bacteria. Y por otro, la vacuna durante el embarazo puede transmitir anticuerpos al bebé. Y protegerlo hasta que no recibe las primeras dosis de la vacuna dTpa.

Las vacunas en el embarazo se recomiendan entre las semanas 27, 28 y 36 de embarazo, también en cada uno de los embarazos (no basta con imnunizarse en el primer embarazo de tu primer hijo). Los expertos no han observado problemas de seguridad por la administración de la vacuna en el embarazo, parto y recién nacido.

Recientemente, Alberto de Pablo Castellanos, un padre que perdió a su bebé por tos ferina, lanzaba una petición en Change.org para solicitar al Ministerio de Sanidad que se estableciese un protocolo sanitario para evitar el contagio de tos ferina en lactantes, mediante la información y vacunación de las embarazadas en toda España. Su campaña ha recogido más 255.411. Y el Ministerio de Sanidad ya ha tomado cartas en el asunto.

En junio de 2015, el Ministerio de Sanidad elaboró un documento en el que recomendaba a todas las Comunidades Autónomas la necesidad de vacunar de tos ferina a las embarazadas. Esta recomendación fue seguida por 7 comunidades autónomas: Asturias, Canarias, Cataluña, Comunidad Valenciana, Extremadura, Navarra y País Vasco. Andalucía y Madrid han sido las últimas en sumarse a esta recomendación. Solo dos comunidades autónomas no han tomado ninguna decisión todavía. Se trata de Castilla y León y de Galicia.

Pese a la escasez mundial, se han adquirido 60.000 dosis extras de la vacuna. Por esta razón, esperemos que se vacune a todas las embarazadas y no se produzcan más muertes evitables.

Apoya la campaña y firma la petición

Alberto de Pablo Castellanos tuvo que enfrentarse a una de las situaciones más duras que pueden ocurrirte en la vida: perder a su bebé recién nacido por una enfermedad evitable. Lejos de amilanarse, de nuevo volverá a ser papá. Fruto de su dura experiencia, decidió emprender una campaña en Change.org para evitar lo que le ocurrió a él. Por esta razón, con tu firma, solicita al Ministerio de Sanidad que establezca un protocolo sanitario para evitar el contagio de tos ferina mediante la información y vacunación de todas las embarazadas en España. ¡Colabora con tu firma aquí!