El Hospital de O Salnés ofrece a las mujeres embarazadas partos en posición vertical

21

El Hospital de O Salnés, en Vilagarcía de Arousa (Pontevedra), incorpora a su equipamiento una banqueta que permite el parto en posición vertical y una bañera de dilatación con el objetivo de humanizar el parto. Estas acciones se suman a las medidas que el Ministerio de Sanidad puso en marcha en el año 2007 con el fin de reducir los partos medicalizados en los hospitales públicos.

En los últimos años se ha detectado un incremento considerable de cesáreas programadas, episiotomías injustificadas o rasurados automatizados, entre otras prácticas rutinarias a la hora de dar a luz en España. Este tipo de partos se conoce como partos instrumentales o partos medicalizados.

Ante esta situación, en el año 2007, el Ministerio de Sanidad puso en marcha la Estrategia de Atención al Parto con el fin de reducir los partos instrumentalizados en las maternidades de los hospitales públicos. En Galicia, éste es el caso del Hospital de O Salnés, en Vilagarcía de Arousa, (Pontevedra).

En el último mes, este centro incorporó a su equipamiento una banqueta que permite el parto en posición vertical y una bañera de dilatación. Otras acciones que está llevando a cabo para humanizar las tareas de parto son dar a la mujer embarazada la posibilidad de elegir el tipo de música, la iluminación y la postura que ésta prefiera durante la fase de dilatación y el parto.

Sin embargo, no es el único centro de la red sanitaria gallega que permite elegir a las embarazadas cómo quieren vivir su parto. En A Coruña, el Hospital Virxe de A Xunqueira, en Cee, también dispone de bañeras de dilatación.

¿Cómo te gustaría que fuera tu parto?

En Elbebe.com preguntamos a las usuarias cómo les gustaría que fuera su parto y si estaban a favor o en contra de la episiotomía.

En España, la mayoría de las mujeres da a luz en posición semirecostada para favorecer el trabajo de parto de los profesionales. La adopción de esta postura está influenciada por normas culturales que se han adaptado a la demanda del personal sanitario. En este caso, si no existe contraindicación médica que lo impida, las mujeres deberían adoptar la posición que considerasen más cómoda durante el trabajo de parto.

Por otra parte, en el caso de la episiotomía, incisión en los músculos de la vagina que se realiza durante el parto para ampliar el canal por donde sale el bebé, se realiza en un 90% de los casos, sobre todo en madres primerizas. La Organización Mundial de la Salud (OMS) recomienda practicarla tan sólo en un 15% de los casos.  

El 47% de las encuestadas afirma que le gustaría que el parto fuera en posición acostada. En cambio el 32% prefiere dar a luz en el agua frente al 14% que opta por hacerlo en cuclillas. Finalmente, sólo un 3% de las participantes opta por dar a luz en posición vertical.

En el caso de la episiotomía, el  62% de las votantes está a favor de esta práctica sólo cuando sea estrictamente necesario. Mientras que un 23% se mostró radicalmente en contra. Por el contrario, el 12% de las madres opina que está a favor de la episiotomía, aunque el parto no se complique. Finalmente, un 3% de las usuarias opta por elegir otra razón.

* Imagen publicada en el diario Sur.es