¿Cómo son los bebés prematuros? Aspecto y características físicas

135

El aspecto físico, la postura y el tono muscular del bebé prematuro difieren notablemente de los del bebé nacido a término. La piel, el cabello y los genitales, por ejemplo, presentan un aspecto mucho más delicado. Los músculos de los prematuros son más flojos y sus articulaciones más laxas. La postura es llamativamente menos firme que la de un bebé nacido a término.

Los bebés prematuros nacen antes de que la gestación haya llegado a término. Esta circunstancia les confiere unas características especiales, sobre todo relacionadas con su aspecto físico.

El aspecto físico a menudo sorprende a los padres, ya que difiere de la imagen que los padres tenemos de un bebé recién nacido. El desarrollo de los bebés prematuros todavía no se ha completado, por lo que tendrán que seguir haciéndolo fuera del útero. Por ejemplo, al nacer la piel del prematuro es más fina y brillante y sus articulaciones son más laxas.

Con el tiempo, los bebés prematuros adquieren un aspecto similar a la de los bebés nacidos a término. A continuación os indicamos las principales carácterísticas físicas de los bebés nacidos antes de término.

Aspecto físico de los bebés prematuros

La piel del prematuro es más fina y brillante. En algunos lugares se pueden ver claramente las venas, como una red.

    • El color puede ser más sonrosado al nacer (pero muchos prematuros sufren ictericia los días siguientes).
    • Suelen tener cabello fino y más abundante (lanugo) por todo el cuerpo. O por el contrario, no tener vello en absoluto.
    • Las mamilas son más planas.
    • A veces las uñas son muy pequeñas.
  • En las niñas, los genitales tienen un aspecto algo extraño porque los labios mayores no cubren a los menores.
  • En los niños, es probable que no se haya producido el descenso de los testículos al escroto.
  • La cabeza parece muy grande en proporción con el cuerpo, y cuando pasa un poco de tiempo, parecerá que está aplanada por los lados.

Postura de los bebés prematuros

  • Es muy diferente de la del niño nacido a término. Esto se debe a que el cuerpo del bebé está preparado para flotar dentro del líquido amniótico. Al encontrarse en el aire, sus músculos no tienen fuerza aún para resistir a la gravedad.
  • Tumbado boca arriba: los brazos y las piernas están apoyados sobre la cama, como un libro abierto.
  • Tumbado boca abajo: los brazos y las piernas quedan recogidos bajo el cuerpo. El trasero no está elevado sino muy bajo o bien tiene las piernas estiradas sobre la cama.
  • Sujeto boca abajo, por el vientre: los brazos y las piernas cuelgan (mientras que el bebé nacido a término los tiene flexionados).
  • Si se le sujeta como si estuviera sentado: toda la espalda se curva y la cabeza cae hacia delante.

Tono muscular de los bebés prematuros

Además de influir en la postura general del bebé, nacer prematuro hace que las articulaciones sean más flojas, más laxas:

  • Si se tira de un brazo hacia el lado contrario, parece una bufanda. Cruza por delante del cuerpo.
  • La cabeza puede girar hasta más allá del hombro.
  • La parte superior del pie puede tocar la pierna si se flexiona el tobillo.
  • Podemos hacer que se toque con el pie la oreja del mismo lado.
Elbebe.com es un portal de divulgación de contenidos gratuitos relativos al embarazo, el parto, el postparto y el desarrollo del bebé y del niño en su primera infancia. Ofrecemos información para padres y madres sobre el desarrollo de los bebés desde su concepción hasta su primera infancia, con una exhaustiva selección de recursos y consejos útiles para los padres. Nuestro objetivo principal es conseguir que el usuario encuentre útil la información contenida en Elbebe.com y que ésta sea fácilmente comprensible por todos. Para asegurar la calidad de nuestras informaciones y garantizar el rigor y la credibilidad de nuestros contenidos, contamos con un equipo de redactores especializados y con la supervisión de excelentes profesionales de la salud.