El preservativo, el diafragma y otros métodos de barrera

34

Después del parto, la menstruación puede tardar algunos meses en reestablecerse y regularse. Sin embargo, eso no significa que estés pretegida frente a un posible embarazo. Si no deseas quedarte embarazada de nuevo, puedes emplear métodos anticonceptivos de barrera como el preservativo masculino o condón, el preservativo femenino, el diafragma…

El preservativo masculino o condón

Es un método de barrera que evita que los espermatozoides se introduzcan en el sistema reproductor de la mujer. Se trata de una goma que se coloca en el pene del hombre cuando está en erección.

Es uno de los métodos más conocidos y fiables, siempre que se utilice correctamente. También previene el contagio de enfermedades de transmisión sexual.

El diafragma, una barrera que tiene que recolocarse tras el parto

Se trata de otro método de barrera que se utiliza sobre todo en los países anglosajones. Se trata de un objeto de plástico que se introduce en la vagina con el fin de cubrir el cérvix para que no puedan pasar los espermatozoides. Su utilización requiere seguir unas normas muy estrictas de higiene para evitar posibles infecciones. En mujeres que han dado a luz y que ya antes usaban este método, el diafragma tiene que ajustarse de nuevo tras el parto.

Otros métodos de barrera menos conocidos

Otros métodos menos conocidos son el tapón cervical, el preservativo femenino (ambos similares al diafragma), los espermicidas y la esponja vaginal.