Actividades para niños para ocupar su tiempo libre en vacaciones

20

Durante las vacaciones de verano, los niños tienen mucho tiempo libre. Es en esta época cuando pueden aprovechar a hacer actividades diferentes de las que suelen realizar en la temporada escolar. Existen múltiples ofertas destinadas a ocupar este tiempo libre. Por ejemplo, están los campamentos de verano, los cursos de idiomas, las ludotecas, etc. Debemos elegir las actividades en función de los gustos y edad del niño.

En la actualidad existe un gran abanico de posibilidades que permite a los niños disfrutar de su tiempo libre en verano, desde los campamentos urbanos, talleres, ludotecas infantiles, actividades deportivas, cursos, campamentos para dormir fuera de casa, estancias en el extranjero, etc.

A la hora de tomar una decisión es importante recopilar información en ayuntamientos, colegios públicos, polideportivos municipales, clubes deportivos privados, museos, academias, centros privados, etc. Y estudiar sus propuestas, teniendo en cuenta siempre las edades para las que están diseñados los distintos programas y la garantía que ofrecen.

Las opciones pueden ser públicas, destinadas principalmente para familias con escasos recursos económicos, o privadas. Las vacaciones estivales de los niños son muy largas, además de la posibilidad de ir a campamentos de verano, hay otras formas de emplear el tiempo de ocio de los niños.

Los cursos intensivos en verano pueden ocupar una parte del día del niño, al tiempo que desarrolla una actividad. Es buen momento para la natación y los deportes al aire libre, para la música, la pintura, y desde luego para los idiomas. Muchos centros privados o municipales ofrecen este tipo de cursos con horarios de tarde o de mañana.

También los padres pueden aprovechar el tiempo de ocio de sus hijos con propuestas atractivas: ir al teatro, practicar un deporte, hacer senderismo, visitar la ciudad, un museo… Y actividades que pueden hacerse en casa, como la leer, dibujar, escribir o decorar la habitación…

Pero sobre todo, hay que adaptar cada propuesta a la edad del niño para despertar su interés y hacer que disfrute de ello.