Los menores utilizan las redes sociales para reforzar sus amistades

La mayoría de los estudiantes tiene una cuenta en alguna red social como Facebook o TuentiNuestros hijos forman parte de la llamada “Generación Interactiva”. Utilizan el móvil e Internet para comunicarse con los amigos y afianzar sus relaciones sociales.

La mayoría de ellos tiene uno o más de un perfil en Tuenti o Facebook. Intercambian fotos, vídeos y/o música con su grupo de amigos virtuales, que suele coincidir con su grupo de amigos reales. Son grandes creadores de contenidos a través de las redes sociales o de blogs personales.

Los más expertos suelen navegar en solitario, sin ningún tipo de restricción por parte de sus padres, aunque también son grandes conocedores de los peligros que entraña el uso de las redes sociales.

Estos son algunos de los datos que se desprenden del estudio “Menores y redes sociales”, elaborado por el Foro Generaciones Interactivas a casi 13.000 menores con edades comprendidas entre los 6 y los 18 años de 78 centros educativos españoles.

El informe pretende analizar los hábitos de los menores como usuarios de las redes sociales en España. Para ello, los autores del estudio, Xabier Bringué y Charo Sábada, establecieron tres categorías:

  • No usuario (no usan las redes sociales).
  • Usuario (tienen un perfil en alguna red social)
  • Usuario avanzado (disponen de más de un perfil en las redes sociales)

Estas categorías las relacionarion con el acceso a la tecnología, su conocimiento, sus relaciones familiares y/o riesgos y oportunidades que les planteaban las redes sociales.

El 70% de los escolares tiene un perfil en una red social

Los resultados señalan que el 70% de los escolares menores de 18 años tiene una cuenta en una red social. Y el 35% tiene más de una. La red social más popular es Tuenti. Y a medida que los estudiantes se hacen mayores, Facebook gana adeptos.

Además, los que más usan las redes sociales viven en hogares con mayor equipamiento tecnológico: ordenador, portátil, webcam, USB, MP3… Y a la hora de conectarse lo hacen desde casa, pero también desde la casa de un amigo, bibliotecas públicas o cibercentros si en el hogar no disponen de acceso a Internet.

La mayoría de los menores usuarios de redes sociales utilizan Internet como herramienta para sus estudios, compartir fotos y vídeos frente a los usuarios más avanzados que, además de buscar información en la red para sus tareas escolares, también lo hacen para crear contenidos digitales mediante las redes sociales o los blogs personales.

Para relacionarse con sus amigos, también utilizan otros servicios como los sistemas de comunicación por voz, como Skype. Los usuarios más avanzados conocen las ventajas de la red, pero también sus peligros, aunque la mayoría de ellos navegue sin la vigilancia, restricción o compañía de sus padres.

Por una parte consideran que Internet es útil, ahorra tiempo y facilita la comunicación con sus amigos. Y por otra parte, saben que a mayor uso de las redes sociales mayor es la exposición de su intimidad, sobre todo si suben fotos o comparten determinados archivos a través de las redes sociales.

El informe manifiesta que las redes sociales son una de las herramientas digitales que mayor éxito y penetración tiene entre los menores. Pero, al mismo tiempo que se intensifica su uso, crece de forma sustancial el acceso a otros contenidos y servicios.

Muchos de ellos aparecen claramente interconectados: una vida social digital intensa hace que compartan más música, que accedan a más contenidos lúdicos o relacionados con las intereses de su grupo, que utilicen más el correo electrónico o que envíen más mensajes de texto a través de sus móviles. Todo ello, lejos de provocar aislamiento, sirve para reforzar los vínculos con sus iguales.

En tu caso, ¿tus hijos también tienen una cuenta en alguna red social?, ¿limitas el tiempo de permanencia en estos sitios?, ¿te has hecho amigo de tu hijo para observar cómo se relaciona con sus amigos?, ¿qué opinas sobre el uso de las redes sociales por parte de los menores?

Autora: M. Abalo