¿Cómo elegir la mochila portabebé más adecuada para pasear con tu bebé?

329

Las mochilas portabebé permiten transportar al bebé de forma cómoda y segura. Para el pequeño es muy gratificante permanecer en contacto con el cuerpo de su madre o su padre. A los padres, la mochila les permite llevar a su bebé con libertad de movimiento. Algunos bebés rechazan el cuco o el cochecito y, sin embargo, aceptan muy bien la mochila portabebés. En elbebe.com te ofrecemos algunos consejos sobre esta alternativa al cochecito de paseo tradicional.

Las mochilas portabebé son una forma cómoda y segura de transportar a los bebés. Se pueden utilizar para salir de paseo con el bebé o pueden ser una alternativa al cochecito, pero también se pueden utilizar de forma complementaria.

Las mochilas portabebés se pueden utilizar desde el nacimiento, aunque siempre se debe tener en cuenta las recomendaciones del fabricante antes de colocar al bebé en una de ellas. Los bebés deben colocarse siempre mirando hacia la madre o el padre que le lleva, especialmente los bebés más pequeños. En algunas mochilas, los bebés muy pequeños han de colocarse utilizando un adaptador.

Es importante utilizar la mochila más adecuada en función del peso del bebé. Por ejemplo, para recién nacidos son recomendables los fulares. Para bebés a partir de 6 Kg se recomiedan las mochilas con tirantes.

El uso de la mochila portabebé favorece el contacto cuerpo con cuerpo del bebé con su madre o con su padre. Esto es muy gratificante para el bebé, puesto que puede escuchar el latido del corazón de su madre o de su padre y esto le proporciona seguridad y tranquilidad. Este contacto también es muy gratificante para los padres.

El hecho de ir en contacto con el cuerpo de los padres calma al bebé, le alivia si tiene molestias de estómago y favorece un sueño tranquilo. Además, desde la mochila, el bebé puede observar el mundo que le rodea sintiéndose seguro y confiado.

La mochila portabebé contribuye al desarrollo del sentido del equilibrio del bebé, puesto que éste experimenta el vaivén del cuerpo de sus padres al caminar.

¿Todas las mochilas portabebés son iguales?

Existen diversos tipos de mochilas portabebés, distribuidos por diversas marcas comerciales. Antes de elegir una mochila portabebé, se recomienda conocer varias de ellas y elegir la más adecuada.

Es importante que el bebé adopte una postura adecuada en la mochila. La postura de «ranita», con las piernas en M, lo cual hace que cargue el peso de su cuerpo sobre las nalgas en vez de sobre los genitales, es la más adecuada.

Además, la postura de «ranita» que adopta el bebé en la mochila ayuda a prevenir la displasia de cadera porque estimula el desarrollo correcto del acetábulo, que es la parte de la pelvis donde se coloca la cabeza del fémur.

También es importante que el peso del bebé se reparta bien, para evitar problemas de espalda al adulto que le lleva. Así, las tiras deben ser anchas y deben poderse colocar encima de los hombros o entre el cuello y el hombro.

Las mochilas ergonómicas son muy recomendables, puesto que poseen las características anteriormente mencionadas.

Asimismo, los fulares portabebés son parecidos a las mochilas y se recomiendan especialmente para recién nacidos, aunque también se pueden usar con bebés más mayores. Muchas madres los usan también dentro de casa, para llevar al bebé mientras ellas realizan otras tareas.

Los fulares, mei tais, bandoleras y pouches respetan la fisiología natural del bebé y del porteador, es decir, son ergonómicos.

¿Son adecuadas las mochilas portabebés cuando hace frío?

Cuando hace frío y queremos salir con el bebé en la mochila, es importante abrigar bien al bebé. Los días más fríos se le puede poner un buzo.

La propia mochila abriga también al bebé, es otra capa de abrigo. Además, al ir el bebé pegado al cuerpo de la madre o el padre, éste le proporciona calor y le protege del viento. Como el bebé va colocado mirando al cuerpo del adulto, no le da el frío directamente en la cara. Además, en algunos comercios especializados en puericultura se pueden encontrar sacos térmicos adaptados para las mochilas portabebés.

Así pues, las mochilas portabebés también son adecuadas para el frío, siempre que se abrigue lo suficiente al bebé.

Cuando llueve, el bebé queda cubierto con el paraguas del adulto dentro de la mochila.

Elbebe.com es un portal de divulgación de contenidos gratuitos relativos al embarazo, el parto, el postparto y el desarrollo del bebé y del niño en su primera infancia. Ofrecemos información para padres y madres sobre el desarrollo de los bebés desde su concepción hasta su primera infancia, con una exhaustiva selección de recursos y consejos útiles para los padres. Nuestro objetivo principal es conseguir que el usuario encuentre útil la información contenida en Elbebe.com y que ésta sea fácilmente comprensible por todos. Para asegurar la calidad de nuestras informaciones y garantizar el rigor y la credibilidad de nuestros contenidos, contamos con un equipo de redactores especializados y con la supervisión de excelentes profesionales de la salud.