Bebé recién nacidoLa cara de los bebés recién nacidos

La cara de los bebés recién nacidos

Contenido revisado y aprobado por el equipo editorial

Cuando nace un bebé, los familiares y amigos se esfuerzan en encontrarle parecidos con el padre, la madre, los hermanos… Sin embargo, aunque la cara de cada recién nacido presenta unos rasgos diferentes, existen ciertas características comunes que te interesará conocer y posibles afecciones pasajeras, como las hemorragias en la conjuntiva, el millium o el frenillo.

Los bebés tienen la cara redonda, con la frente bastante amplia y las mejillas también redondas. Al nacer, los párpados suelen estar algo hinchados, por lo que resulta difícil verles los ojos.

El bebé abre los ojos espontáneamente cuando está en estado de «alerta tranquila».

Algunos bebés tienen un pliegue en la parte interna de los ojos que se llama epicantus. Aunque este pequeño defecto se ve con frecuencia en los niños con Síndrome de Down, pueden tenerlo muchos otros niños. El pliegue desaparece cuando el niño se hace mayor.

HEMORRAGIAS EN LA CONJUNTIVA

Primer mesDebido al aumento de la presión durante el parto, algunos bebés tienen pequeñas hemorragias en el blanco de los ojos, que desaparecerán en pocos días.

MILLIUM

En ocasiones pueden verse puntos blancos sobre la nariz. Se trata de las glándulas sebáceas normales un poco dilatadas. Éstas pueden durar varios meses.

FRENILLO

No es extraño entre las abuelas preocuparse por si el niño tiene frenillo bajo la lengua. El frenillo sublingual es algo normal. Muy rara vez es tan grueso que impida el crecimiento de la lengua o dificulte la lactancia.

Te puede interesar  La limpieza del cordón umbilical

Cuando el bebé va creciendo, lo hace también la punta de la lengua, por lo que se corrige solo. No es cierto que el frenillo corto o rígido sea responsable de alteraciones de la pronunciación (sólo en algún caso de frenillo muy rígido).

PERLAS GINGIVALES

Son puntos blancos, casi nacarados en el borde de las encías. No tienen importancia, ni son dientes. No duelen y desaparecen por sí solos.

DIENTES CONGÉNITOS

Algunos niños pueden nacer con un diente. A veces se rompen o caen antes de que salga la dentadura definitiva, pero lo normal es que sean reemplazados cuando brota ésta. No suelen dar molestias para la lactancia natural porque la lengua del bebé cubre su encía durante la succión.

Subir

Sobre el autor

Miriam Rodríguez Murphyhttps://www.elbebe.com/
Especialista en la redacción y edición de contenidos sobre una amplia variedad de temáticas desde el embarazo y el parto hasta la crianza y el desarrollo y la educación de bebés y niños. Miriam Rodríguez Murphy creó Elbebe.com en el año 2000, un portal pionero en ofrecer información de calidad y contrastada por especialistas sobre maternidad e infancia. Cuenta desde sus inicios con un equipo editorial formado por médicos especialistas, psicólogos y profesionales sanitarios para supervisar todos los contenidos relacionados con la salud de la madre y del bebé y niño. Se ha dedicado durante toda su trayectoria profesional a la redacción y edición de una amplia gama de contenidos, especializándose desde hace 23 años en información para madres y padres. Miriam Rodríguez es un referente en la creación de webs sobre maternidad e infancia en España y América Latina. Ha publicado artículos en medios online como Serpadres y MarieClaire, entre otros.

artículos más leídos

artículos más recientes

Categorías destacadas

Artículos relacionados