Niño: la salud, trastornos en el 1 año

El niño deja atrás la etapa de bebé entre su segundo y tercer año. En este periodo todos los niños saben andar y hablar, por lo que relacionarse con ellos es más divertido.

Durante el segundo año se producen en la vida del niño dos cambios fundamentales: aprende a andar y aprende a expresarse de forma comprensible.

Durante el embarazo, parto y postparto pueden surgir problemas de salud. Los padres también nos preocupamos cuando los niños muestran síntomas de alguna enfermedad.

¿Cómo ayudar a los niños con problemas del lenguaje?

Problemas en el desarrollo del lenguaje en los niños

Los padres pueden ayudar a los niños que presentan un retraso del habla o problemas de lenguaje. Estos trastornos también pueden prevenirse antes de que aparezcan.

Los vómitos en bebés y niños

Los vómitos de los bebés y niños enfermedades de la infancia

Los vómitos en el bebé pueden estar producidos por distintas causas. Cuando nuestro bebé vomita, debemos estar atentos a que, si éstos son repetidos, no le provoquen deshidratación.


¿Cómo prevenir las bronquiolitis en los bebés?

La bronquiolitis, bronquitis espásticas o bronquitis disneizantes en bebés

Las bronquiolitis son una afección de las vías respiratorias, cuya prevención es importante, porque es una afección que, en los bebés, puede complicarse.

La otitis en bebés y niños

La otitis es una enfermedad frecuente en la infancia

La otitis es una enfermedad dolorosa, muy molesta para los bebés y los niños. Suele tratarse con calor y analgésicos. Su complicación más común es la perforación del tímpano.

6

Fimosis y parafimosis en bebés y niños

Qué hacer si tu hijo tiene parafimosis

La parafimosis es una afección muy dolorosa para el bebé o el niño que la padece. Si se produce, es esencial mantener la calma y tranquilizar al niño antes de tratar de resover la situación.

4

Calendario de vacunación de Murcia

Al igual que el resto de comunidades autónomas, Murcia tiene su propio calendario de vacunación, que se confecciona en función de las características concretas de la región.

0

Bruxismo infantil

Bruxismo nocturno en la infancia

El bruxismo o rechinar de dientes puede ser un indicador de que el niño está experimentando estrés o angustia. Es importante que los padres analicen si éste es el caso de su hijo para tratar de reducir el malestar emocional.

0

Calendario de vacunación de Asturias

Al igual que el resto de comunidades autónomas, Asturias tiene su propio calendario de vacunación, que se confecciona en función de las características concretas de la región.

0

Calendario de vacunación de Aragón

Al igual que el resto de comunidades autónomas, Aragón tiene su propio calendario de vacunación, que se confecciona en función de las características concretas de la región.

0
La causa del autismo todavía es desconocida

¿Qué es el autismo?

El 2 de abril se celebra el Día Mundial de Concienciación sobre el Autismo. Descubre en qué consiste este trastorno.

0

¿Qué hay que hacer si el bebé tiene hidrocele?

La hidrocele es un trastorno que no suele presentar complicaciones, pero que tendrá que operarse en algún momento de la vida del niño.

4

Haemophylus Influenzae "tipo B"

La Haemophylus Influenzae "tipo B" es una enfermedad bacteriana que se trata con antibióticos y para cuya prevención se dispone de una vacuna.

0

Septicemia en bebés niños y recién nacidos

La septicemia en bebés y niños ¿Cómo detectarla?

La septicemia o sepsis es una infección generalizada muy grave. Si aparecen sus síntomas es fundamental acudir al Servicio de Urgencias inmediatamente.

7
Gráficas de crecimiento y percentiles en niños y bebés

¿Qué son los percentiles de peso y talla del bebé?

Los percentiles describen aspectos del crecimiento de los niños, como el peso, la talla o el perímetro craneal, en relación con el sexo, la edad y la media.

2

Calendario de vacunación de Ceuta

Al igual que el resto de comunidades autónomas, Ceuta tiene su propio calendario de vacunación, que se confecciona en función de las características concretas de la región.

0

Parotiditis o paperas: qué síntomas tiene y cómo puede prevenirse

La parotiditis o paperas es una enfermedad vírica que puede tener graves complicaciones y que puede prevenirse con una vacuna.

0

¿Qué hacer si tu hijo tiene una hernia inguinal?

La hernia inguinal es una alteración que, generalmente, no tiene complicaciones, pero que debe operarse en algún momento de la vida del niño.

Calendario de vacunación de Extremadura

Al igual que el resto de comunidades autónomas, Extremadura tiene su propio calendario de vacunación, que se confecciona en función de las características concretas de la región.

0

Entre los 3 y los 5 años, o incluso antes, los niños empiezan la guardería o la escuela infantil. A esta edad los niños desarrollan una gran capacidad para preguntar. Surgen los famosos "por qué", pueden aparecer los "amigos imaginarios" y comienza la etapa del "juego simbólico".

El juego simbólico se caracteriza por jugar a representar situaciones que los niños conocen, pero que no ven en el momento del juego (juegan a ser policías, médicos, bomberos...) La actividad más importante para los niños es el juego, pero también les encanta cantar, dibujar y colorear.

Entre los 6 y los 8 años los niños adquieren nuevas responsabilidades, como la de hacer las tareas o deberes. Y en este momento pueden aparecer problemas relacionados con el aprendizaje y la autoestima. El niño también amplía su círculo de amigos y en el colegio empieza a crear sus primeros lazos de amistad.

La etapa previa a la "temida" adolescencia se inicia a los 9 años y finaliza alrededor de los 11 años. Su físico experimenta grandes transformaciones, que preparan al niño y a la niña para la pubertad. Ahora son mucho más independientes desde el punto de vista emocional. Y sus principales problemas están relacionados con el ámbito escolar.

Por nuestra parte los padres, durante todo este periodo, empezamos a enseñarles a cooperar en casa, estamos pendientes de su evolución en el colegio y establecemos normas y límites con el objetivo de proporcionarles seguridad.

Las primeras palabras del niño son "papá", "mamá" o las que se refieren a algún familiar (abuelo, tíos o hermanos). A partir de su segundo año, el niño entiende más de lo habla, aunque todavía no sepa expresarse correctamente. Antes de cumplir los dos años, tu hijo utilizará medio centenar de palabras, entre las que incluirá algún adjetivo como "bueno" o "malo". Para ayudar al niño de más de 1 año en el desarrollo del lenguaje, los padres podemos preguntarle cosas, explicarle lo que vemos o leer algún libro antes de acostarlo.

El segundo año suele ser un periodo agotador para los padres. El niño ya es más independiente y también reclama más atención. En esta etapa surgen las primeras rabietas. ¡Mantén la calma! A veces evidencian la intolerancia a la frustración del niño cuando no tiene lo que quiere. En ocasiones es su forma de pedir cariño y otras veces nos indican que sus necesidades no están satisfechas. En estos casos es bueno dirigirnos a nuestro hijo con suavidad y firmeza. ¡También conviene que empieces a establecer normas y límites!

En este periodo, durante su segundo año, los padres también nos encontramos con dificultades a la hora de alimentar al niño. Ahora no come tanto como en etapas anteriores. ¡No te preocupes! Su ritmo de crecimiento es más lento y no necesita tantas reservas de energía. Aprovecha este momento para que se vaya familiarizando con otros alimentos y preséntale las comidas de forma divertida. Por otra parte, la hora de dormir también puede suponer un problema para los padres. ¡Al niño de 1 a 2 años le costará algo más conciliar el sueño!

La mayoría de los embarazos progresan sin complicaciones. Sin embargo, este periodo requiere un seguimiento médico especial por la posible aparición de complicaciones o si la embarazada, por ejemplo, tiene asma o diabetes. ¡Los primeros meses del embarazo son determinantes en la evolución y desarrollo del feto! En este periodo podrían aparecer complicaciones graves, como el embarazo ectópico (embarazo producido en la trompa de falopio, fuera del útero), aunque no es lo habitual. El diagnóstico precoz, en estos casos, es de suma importancia.

Durante los primeros meses los padres suelen sentirse desbordados por si el bebé muestra indicios de alguna enfermedad y estos no supieran reconocerlo a tiempo. Un trastorno grave, y poco frecuente, que atemoriza a los padres es el Síndrome de Muerte Súbita del Lactante. Muchas veces esto hace que las consultas al médico y a los servicios de urgencia sean excesivamente frecuentes, sobre todo si los padres son primerizos. Por esta razón, los padres debemos conocer las señales que nos advierten si nuestro hijo puede presentar alguna alteración en su desarrollo o si el aprendizaje y el desarrollo psicomotor son adecuados para su edad cronológica o gestacional, en el caso de los prematuros.

En los primeros meses tu bebé recibirá las vacunas necesarias para prevenir graves enfermedades como la hepatitis, difteria o meningitis. Algunas señales que nos pueden indicar si nuestro bebé necesita atención médica son la apatía o falta de apetito cuando todavía no sabe hablar. ¡Poco a poco aprenderemos a conocer a nuestro hijo! Conforme va creciendo, el niño será quién nos indique si le duele algo: la tripa, los oídos... Pero recuerda, todos los niños muestran algún síntoma de enfermedad en algún momento de su vida, como fiebre, diarrea, tos, vómitos, otitis y otras muchas más. ¡Aquí te ayudamos a reconocer todos los síntomas que te deben preocupar!