Existen diferentes tipos de defectos congénitos que afectan al bebé